Сoche da tirones al acelerar gasolina: las principales razones

Сoche da tirones al acelerar gasolina: las principales razones

Por lo general nuestro coche nos suele avisar de las posibles averías en nuestro vehículo a través de las señales luminosas del cuadro de mando, pero en ocasiones también puede ser el propio comportamiento del coche el que nos avise antes de estropearse completamente, como por ejemplo cuando nuestro coche da tirones.

Con tal de evitar daños mayores es importante estar atentos a cómo se comporta el coche y en qué ocasiones ocurren estos tirones.

Por qué da tirones el coche

La causas de los tirones en el coche pueden ser muy diversas. Para poder detectar la posible causa del problema debemos prestar atención al momento en el que se producen.

 A continuación os explicaremos cómo podemos detectar algunos problemas antes de que sean más graves: 
  • i “Mi motor vibra cuando está parado en ralentí, a veces parece que se va a apagar”. En este caso las Bujías defectuosas y la suciedad acumulada suelen ser las causas más comunes para las vibraciones en parado. Con el tiempo las válvulas de los diferentes sistemas pueden bloquearse de suciedad, privando así de combustible u oxígeno al motor. En caso de que la vibración solo ocurra al ralentí, podría deberse a una pequeña fuga en el vacío del motor o a algún componente eléctrico que se ha desgastado.
  • i “Mi coche da tirones a bajas revoluciones”. En este caso es probable que algún soporte del motor en mal estado sea la causa principal. Cuando un montaje está suelto, roto o desgastado hace que el coche vibre al conducir a bajas revoluciones.
  • i “Mi coche da tirones al acelerar, pero no los da cuando levanto el pie del pedal” Las razones pueden ser muy diversas, habitualmente se debe a un suministro insuficiente de chispas, aire o combustible durante el periodo de ignición. Las bujías desgastadas y los cables con las que se conectan suelen ser unas de las causas más comunes.
  • i “Acelero y el coche no tiene fuerza” En estos casos las razones también pueden ser diversas. Cuando la falta de potencia viene acompañada de un consumo excesivo de combustible la principal culpable suele ser la válvula EGR.
  • i “Cuando arranco a la hora de poner primera, a veces mi coche tiembla hasta que pongo una marcha más alta”. Lo más probable en este caso es que haya un problema con el embrague. Puede que algún material se haya desgastado o que la placa de presión tenga un defecto. También se debe tener en cuenta que una fuga de aceite haya podido contaminar ese punto.

Como ya hemos dicho las razones por las que un coche de gasolina o diésel da tirones pueden ser muy variadas y de diversa gravedad.

 A continuación mostramos las principales razones por las que un coche da tirones. 
  • ! Suciedad en el sistema de inyección: Este problema es uno de los principales causantes de los tirones. Pequeñas partículas de suciedad van tapando los conductos e impiden una buena circulación del combustible. Por suerte realizar una limpieza de inyectores es bastante sencillo mediante la aplicación de unos productos especiales de limpieza de inyectores. Sin embargo, si los tirones persisten, se debe llevar el coche al taller para que un mecánico pueda repararlo.
  • ! Filtros obstruidos: Tanto el filtro de combustible como el de aire se pueden ir obstruyendo con partículas de suciedad u otras partículas extrañas. Esto provoca una mala circulación del combustible o el aire en el motor que puede dar tirones debido a esta causa. Cuando esto ocurra, los filtros deben ser reemplazados.
    razones por las que un coche da tirones: filtros obstruidos
  • ! Catalizador taponado: Un catalizador obstruido quiere decir que la malla que retiene las partículas de combustión se bloquea e impide una correcta expulsión de los gases. Este elemento suele dar especiales problemas en los vehículos diésel. En este caso se suelen experimentar tirones y pérdida de potencia. Es importante reparar esta pieza ya que es posible que la salida de humos se tapone y el motor se estropee debido al retroceso de los gases.
  • ! Cable del acelerador desgastado: Si el cable del acelerador está gastado se producirán tirones en el coche, en este caso hay que reemplazar cuanto antes el cable para evitar que se rompa completamente.
  • ! Fallo en la válvula EGR: Cuando tenemos tirones, junto con problemas al arrancar y una sensación de que “acelero y el coche no tiene fuerza”, son síntomas de algún fallo en la válvula EGR. Esta es la encargada de recircular una parte de los gases que salen por el escape hacia la admisión. Al estar expuesta a altas temperaturas, se crea una acumulación de suciedad por carbonilla y aceite que puede acabar por tapar o estrechar el conducto por donde pasan los gases. Este problema suele ser debido a conducir mucho por ciudad y a bajas revoluciones. Un consejo desde Autodoc es que, antes de llevarlo al taller por este problema, podemos circular durante un tiempo a altas revoluciones por la autopista para que la válvula alcance temperaturas muy altas y así queme la suciedad incrustada. Este también es un problema más habitual en el caso de tirones en coches diésel.
    Razones por las que un coche da tirones: fallo en la válvula EGR
  • ! Bujías gastadas: Unas bujías gastadas provocarán que el motor no arranque o no funcione como debería. Al estar gastadas no encenderán el combustible en cada cilindro en el momento oportuno, provocando movimientos bruscos en la aceleración. Cambiar las bujías, generalmente, es fácil y económico.
    Razones por las que un coche da tirones - bujías gastadas
  • ! Defectos en las bobinas: Si la Bobina de encendido está deteriorada, normalmente debido a conducir a altas revoluciones, dará problemas. Si el coche dispone de más de una bobina, se producirán tirones, en caso de que únicamente disponga de una, es posible que no arranque.
  • ! Cilindros dañados: Si los cilindros de nuestro motor están dañados, afectará a la capacidad de nuestro motor para funcionar de la manera adecuada que, con el tiempo, pueden llevar a un fallo del motor. Se debe llevar a un taller mecánico a reparar antes de que se estropee el motor completo.
  • ! Caudalímetro en mal estado: También conocido como medidor de masa de aire o sensor de flujo de masa de aire (MAF), el Caudalímetro del coche mide la masa de aire que entra en el motor desde el exterior y envía la información al cerebro del automóvil. En caso de fallo debería encenderse el testigo del motor.
  • ! Combustible equivocado o en mal estado: Si logramos detectar a tiempo un repostaje con combustible inadecuado para nuestro vehículo podemos evitar un mal mayor. Si el coche de gasolina o diésel da tirones al acelerar poco después del repostaje debemos tener en cuenta este punto. Podemos dirigirnos a un técnico especializado para comprobar si el combustible utilizado era el idóneo. Si no es así se debe extraer todo el combustible y tomarse medidas.
    Tanto si se trata de un vehículo de gasolina al que se le ha introducido diésel, como de un diésel al que se le ha introducido gasolina, a parte del vaciado y la limpieza del depósito, es necesario limpiar los conductos y sustituir el filtro de combustible.
  • ! Mariposa del motor defectuosa: la Válvula de mariposa permite regular la cantidad de aire que recibe el motor para llenar los cilindros de manera rápida y eficiente y así conseguir la mejor combustión. Cuando la mariposa falla se produce una escasez o exceso de aire en los cilindros, en estos casos el coche da tirones, pierde potencia y consume más combustible.
  • ! Problemas en la caja de cambios: Aunque no es un fallo muy común vale la pena tenerlo en cuenta. Si la caja de cambios no conecta adecuadamente con el motor se pueden generar algunos tirones.
    En caso de coches con cambio de marchas automático, el principal motivo suele ser el mal estado del convertidor de par del cambio automático.
    En caso de un coche con cambio de marchas manual, el motivo más común es el desgaste de los discos de embrague.

Conclusión

Existen multitud de fallos que pueden llevar a una situación en la que el coche da tirones, sin embargo los puntos anteriormente citados son las principales causas. Para conseguir un diagnóstico exacto debemos poner atención en el comportamiento de nuestro coche, ya que somos quienes mejor lo conocemos. Si llevamos nuestro coche al mecánico probablemente le sea de mucha utilidad que le expliquemos en qué situaciones se dan estos tirones y cómo son.

Deje un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *