Sistema de refrigeración del motor: funcionamiento, componentes, problemas

Sistema de refrigeración del motor: funcionamiento, componentes, problemas

Cuando está en marcha, el motor  de un coche genera una gran cantidad de calor que debe ser disipado continua y eficientemente para evitar que el motor se averíe. Esta es la función del sistema de refrigeración del motor, mantener su temperatura óptima mientras el motor está encendido.

Para conseguir esto, se utiliza un líquido refrigerante que circula a través de un circuito de tubos del sistema de refrigeración del coche. También se pueden encontrar otros vehículos que utilizan un sistema de refrigeración por aire.

En este artículo encontrará información relevante sobre el sistema de refrigeración del motor, desde su funcionamiento hasta sus componentes y posibles averías. Así, no tendrá ningún problema con la temperatura de su motor realizando el mantenimiento del sistema de una manera oportuna y adecuada.

¿Qué es sistema de refrigeración del motor?

El combustible del automóvil se quema a temperaturas de hasta 2.000º. Para dispar esta gran cantidad de calor, el sistema de refrigeración del motor cuenta con componentes y fluidos de trabajo. Los sistema de refrigeración del motor componentes son los siguientes:

  •  Radiador  Enfría el aire al circular para bajar la temperatura del refrigerante.
  •  Ventilador  Su función es la de procurar un flujo de aire al radiador.
  •  Termostato  Se encarga de regular el flujo de refrigerante.
  •  Depósito  Guarda y conserva el refrigerante en buen estado.
  •  Bomba  La parte encargada de hacer circular el líquido refrigerante por el circuito.
  •  Manguitos  Conducen el refrigerante del motor al radiador.
  •  Líquido refrigerante  Circula por el circuito de refrigeración para disipar el calor.

Todos estos componentes trabajan juntos para procurar la correcta temperatura de funcionamiento del motor. Por lo tanto, un adecuado mantenimiento es importante para evitar complicaciones con la temperatura del motor. Le interesará cómo limpiar un sistema de refrigeración contaminado.

Funcionamiento del sistema de refrigeración del motor

Circuito de refrigeración por agua del motor

La tecnología de los motores ha dado grandes pasos, sin embargo, la eficiencia de los motores de combustión para transformar energía química en energía mecánica sigue siendo poco eficiente. La mayor parte de la energía de la gasolina (alrededor del 70%) se convierte en calor.

La función del sistema de refrigeración es la de disipar calor del motor, evitando el sobrecalentamiento y procurando su temperatura óptima de funcionamiento. Como curiosidad, el calor disipado por el sistema de refrigeración circulando por autovía es suficiente para calentar dos casas de tamaño medio.

Esa es su función principal, en cuanto al sistema de refrigeración del motor funcionamiento, encontramos dos tipos principales de sistema de refrigeración: el sistema de refrigeración líquida y el sistema de refrigeración por aire, que veremos más detalladamente a continuación.

El turbocompresor cuenta con su propio sistema de refrigeración, aprenda en este artículo más sobre este componente, el Intercooler.

Sistema de refrigeración por agua

En el sistema de refrigeración del motor por agua, se hace circular un líquido refrigerante por un sistema de tuberías y canales a través del motor. Conforme pasa este líquido a través del motor caliente, va absorbiendo el calor y bajando su temperatura.

Cuando el refrigerante sale del motor, circula a través de un intercambiador de calor. Esto es el radiador, encargado de la transferencia térmica del liquido refrigerante al aire que sopla a través del mismo radiador. Cuando el fluido se enfría vuelve de nuevo al cilindro y el ciclo vuelve a empezar.

El termostato se encarga de bloquear el flujo del líquido refrigerante cuando el motor ya está frío, para regular así su temperatura y procurar las mejores condiciones para el óptimo funcionamiento del motor y lubricación de sus piezas.

El sistema de refrigeración por agua es más caro, más pesado y requiere mantenimiento, pues son muchos los componentes que incluye. Las ventajas principales son que es mucho más eficiente, más silencioso, consume menos energía y es ideal para utilizarlo con motores de gran potencia.

Si encontramos problemas de sobrecalentamiento, es igualmente importante saber cómo comprobar el ventilador de refrigeración.

Sistema de refrigeración por aire

Motor refrigerado por aire

En los sistemas refrigeración del motor por aire, se utiliza el aire del exterior del vehículo para bajar la temperatura del motor. El aire fluye por el cilindro y la culata y, por medio de unos componentes llamados aletas, se consigue disipar el calor generado en el motor.

Este sistema es mas sencillo, cuenta con menos componentes que el sistema de refrigeración por agua. Por ejemplo, no es necesaria una bomba ni el radiador. Por lo tanto, su tamaño es más pequeño, pesa menos, es más económica y no necesita mantenimiento.

Esas son algunas de sus ventajas, pero, sus desventajas son importantes: la refrigeración por aire es mucho menos eficiente e inestable, puede producirse sobrecalentamiento circulando en determinadas condiciones climáticas. 

Por todo lo anterior, este sistema está recomendado para motores de menor potencia, para circular en circuito urbano, trayectos cortos o medios y en climas no demasiado calurosos. En general, si deseamos un óptimo rendimiento y refrigeración, es preferible elegir un sistema de refrigeración por agua.

Si ha tenido problemas con la calefacción, le interesará: Cómo comprobar el sistema de calefacción de tu coche.

Mantenimiento del sistema de refrigeración del motor

Como ya hemos comentado hablando del sistema de refrigeración tipos, el sistema de refrigeración por agua es el que necesita un mantenimiento oportuno. Los problemas y averías típicas de este sistema son:

  • i  Falta de refrigerante  Puede estar provocada por pérdidas de líquido refrigerante.
  • i   El circuito necesita ser purgado  La entrada de aire en el circuito de refrigeración provocar la pérdida de eficiencia.
  • i  Ventilador estropeado  Si el ventilador no funciona, el radiador no podrá realizar su función de refrigeración del líquido refrigerante adecuadamente.
  • i  Radiador obstruido o con suciedad  Es muy importante inspeccionar y limpiar el radiador cuando sea oportuno.
  • i  Termostato atascado Si el componente encargado de regular el flujo de refrigerante falla, entonces el sistema no funcionará o lo hará de manera incorrecta.
  • i  Bomba de refrigeración averiada 
  • i  Correa de accionamiento de la bomba dañada o con poca tensión 

Para que el sistema funcione a la perfección, todos sus componentes deben hacerlo. Por lo tanto, si tenemos problemas de sobrecalentamiento del motor, es urgente que se realice un diagnóstico de cada uno de ellos, por nuestra cuenta o en un taller mecánico profesional.

No olvidemos que un motor sobrecalentado rendirá peor e incluso puede llegar a estropearse completamente, Por lo tanto, al mínimo síntoma de sobrecalentamiento, ¡tome las medidas adecuadas inmediatamente!

Deje un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *